Frente a las miserias que nos rodean…

Cada dos semanas, la Comunidad de Soa (Camerún, África) se reúne para compartir y rezar a partir de algún texto de nuestros fundadores, del Magisterio o del Evangelio. Al empezar la Cuaresma, escogimos el mensaje del Papa Francisco.

 

Las miserias existentes en nuestro medio ambiente

Para orientar este compartir, Hermana Adeline Touessi nos hace la siguiente pregunta: ¿Cuáles son las miserias que vemos en nuestras misiones respectivas (en la escuela, con los niños, en comunidad, en el Hogar de estudiantes…”?

Cada una tomó suficiente tiempo para leer y reflexionar sobre el mensaje del Papa Francisco. Hermana Ruthina comparte su reflexión.

El Papa señala tres tipos de miserias: la miseria material, moral y espiritual. Nos da medios concretos para aliviar la miseria de nuestros hermanos. Reflexionando sobre este mensaje, me hago la siguiente pregunta: “¿Cómo actúo frente a estas realidades?”Ruthina 1

 

Mis actitudes ante estas miserias

Algunos jóvenes del Hogar sufren de parte de sus padres que son estrictos y exigentes. Quieren que “sean santos” y sin embargo, a ellos les gustaría vivir como los demás jóvenes. Me doy cuenta que es difícil cambiar las costumbres y la cultura de una familia. Frente a esta situación, tomo una actitud de escucha atenta, me hago disponible para demostrar que estoy muy presente, que estoy a su lado.

Durante el curso de catequesis con los jóvenes de la parroquia universitaria, extiendo las discusiones ofreciendo temas como la justicia, la corrupción, la homosexualidad, el medio ambiente para ayudar a una toma de consciencia y una apertura a estas cuestiones actuales. Son futuros politólogos, juristas y economistas de África.

Cuando voy al mercado, compro de las “mamás” cargando un niño en sus brazos; porque una madre no vendría al mercado con su bebé si pudiera pagar una niñera. A menudo, los legumbres son pequeños y exigen más tiempo para pelarlos, pero me digo: “sé que, esta noche, la familia de esta mujer podrá comer, y que un niño podrá ir a la escuela.”

Haciendo estos pequeñitos gestos, aparentemente “insignificantes”, de poca importancia, intento suavizar la miseria ajena.

El Papa Francisco recalca que,somos llamados a tomar en cuenta la miseria de nuestros hermanos, a dejarnos afectar, a asumirla y a obrar concretamente para aliviarla”.

 

SR Ruthina Francis, f.j.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 + catorce =

Un peu
d’histoire

Notre
Spiritualité

Rejoindre
notre famille

Nos
communautés

Newsletter

Inscrivez-vous si vous désirez recevoir la lettre d’information de la Congrégation

Nous n’envoyons pas de messages indésirables ! Lisez notre politique de confidentialité pour plus d’informations.

Share This