Una Semana Santa vivida en comunión

Tres comunidades de Hijas de Jesús nos comparten cómo vivieron la Semana Santa en este período en que no podemos celebrar en nuestras iglesias.

Vivir Semana Santa a pesar de las dificultades de los tiempos actuales

 

En África como en otro lugar, “Quedarse en casa” nos enseñó a ser más cercanas y más presentes en el Señor con la realidad de hoy.

Con la mayoría de los cristianos aislados en sus casas, nos hemos sostenido en comunidad y en familia en la oración y la comunión fraterna a través de la eucaristía virtual, el servicio mutuo.

Esta plaga que asola el mundo nos hace revivir más y más la pasión de Cristo hoy día. Nos empuja a interrogarnos y revisar nuestra vida: nuestras suficiencias, nuestra superioridad, nuestro orgullo. Pero también, caminando con el Cristo de Emaús llegamos a descifrar los signos de su Resurrección: solidaridad mundial, talentos puestos en común, creatividad de toda clase, alegría de vivir mantenida, sonrisas y miradas significantes entre nosotras, mensajes alentadores… Como Hijas de Jesús, los medios modernos de comunicación son una verdadera bendición para ayudarnos a intensificar nuestra proximidad, nuestra comunión con “este mundo que Dios ama”, la Iglesia universal y nuestras Hermanas en Congregación.

Con el Papa Francisco tratamos de vivir “el contagio” de la esperanza.

 

Hnas Estelle Koffi y Patricia Pellerin hj

Domingo de Ramos sin procesión

 

Este año, ningún niño excitado en el porche delante de la iglesia parroquial, ningún burro testarudo, que, al momento de la procesión, no quiere avanzar. No, aquí estoy delante de mi computadora, siguiendo la Misa en Roma con el Papa Francisco y el estricto mínimo de fieles en una inmensa basílica vacía. El señor de la camera hace lo mejor que puede para poner de relieve la belleza de la escena, pero es más bien la intimidad de las tomas de cerca que me llama la atención – el Papa Francisco que necesita de un brazo para subir la gradas del altar y que muestra un rostro cansado. Sin muchedumbre todo habla ya del abandono.

Pero, podría ser que esta noción del “abandono” tenga algo que decirme en la situación actual. Eso podría ser escoger abandonarme:

  • En lo inmediato, aceptando la invitación de nuestro párroco Guillaume, de aprender a acoger “el hoy”, tal como se presenta, guardando una meta.
  • En la durabilidad, continuando de aceptar la invitación del Papa Francisco a decir sí al Amor, sin “a condición” y sin “pero”.

 

Hna Rhona, hj, París, Francia

Unas celebraciones en Comunidad

Aquí, en la comunidad de Magenta en Rennes, el jardín ya florido en esta época nos ha permitido realizar una muy bella celebración de Ramos en medio de flores, en armonía con la naturaleza.

Efectivamente, nos encontramos en este jardín, donde el equipo de preparación había realizado un visual: un ícono de Cristo pausado en una bella mesa. Después de la lectura del Evangelio, fuimos en procesión hasta nuestra capillita donde pudimos continuar la celebración.

Tuvimos la alegría y el privilegio también de tener una celebración de la Vigilia Pascual en comunidad, con la posibilidad de comulgar. Al principio de este tiempo de oración, hemos encendido un cirio que simbolizaba el cirio pascual. Después, en el transcurso de la celebración, nueve velitas fueron encendidas por una de nosotras, velitas que representaban cada una de la comunidad. Este tiempo de oración fue puntuado por unos cantos acompañados en la guitarra por Hna Agnès. Al final de la celebración, Hermana Anne, nuestra provincial, presente en nuestra comunidad, entregó a cada una, una tarjeta con una bella oración. Les comparto un extracto “en la mañanita, el día amanece (…) Ya en el sepulcro, no hay nada que ver. La muerte no pudo retener en sus redes la belleza del hombre, la belleza de Dios (…). El Vivo no puede ser agarrado. Ningún vivo puede ser agarrado. Libre se levanta. Libre llama. Lo que se ve es la Buena Noticia que recorre la tierra como un fuego.”

 

Hna Agnès, hj, Rennes, Francia

1 Comentario

  1. Queridas Estelle, Rhona y Agnes me alegra que estén viviendo una feliz Pascua¡
    Se percibe mucho en su testimonio el regalo de la fraternidad…Allí el Señor ha venido a recrear y pasa haciendo el bien…peregrina con nostras…Que lindo…De verdad nos sentimos muy unidas sobre todo cuando celebramos la eucaristía con el Papa Fco…..la traducción simultanea y los cantos europeos…..jjejej Un abrazo grande y con cariño!

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Un peu
d’histoire

Notre
Spiritualité

Rejoindre
notre famille

Nos
communautés

Newsletter

Inscrivez-vous si vous désirez recevoir la lettre d’information de la Congrégation

Nous n’envoyons pas de messages indésirables ! Lisez notre politique de confidentialité pour plus d’informations.

Share This